Temer intenta mejorar la imagen de la carne brasileña tras el escándalo

Carne brasileña en mal estado ya afecta negociaciones con la UE

Escándalo de carne podrida golpea a Brasil: ¿Afecta al Perú?

Según datos oficiales, Brasil es el mayor exportador mundial de carne bovina y de pollo, el cuarto en el segmento de cerdos, y las ventas externas de esos tres sectores representaron el año pasado el 7,2 % de ese comercio, con un 11.600 millones de dólares.

El presidente brasileño Michel Temer trataba hoy de quitar hierro al escándalo de las carnes, que amenaza a un sector clave de la potencia latinoamericana sumida en la recesión.

Ayer, la asesoría de prensa divulgó una imagen del presidente sentado a la mesa ante un dorado trozo de "picanha".

Una investigación policial de dos años destapó el viernes un esquema corrupto en el que inspectores sanitarios supuestamente recibían sobornos para autorizar la producción de alimentos no aptos para el consumo.

Las autoridades brasileñas garantizaron el domingo que "no existen riesgos sanitarios" con las carnes producidas en el país, sea para el consumo interno o la exportación, y Las autoridades brasileñas garantizaron el domingo que "no existen riesgos sanitarios" con las carnes producidas en el país, sea para el consumo interno o la exportación, y minimizaron el descubrimiento de una mafia dedicada a adulterar esos productos."Todas las evaluaciones hechas desde que surgieron las denuncias comprueban que no existe riesgo sanitario", dijo el secretario del Departamento de Defensa Agropecuaria del Ministerio de Agricultura, Luiz Eduardo Pacifici Rangel.

Más de 30 personas fueron detenidas hasta el momento, tres frigoríficos fueron clausurados temporalmente y 21 se hallan bajo investigación.

Temer ha recordado en concreto que el embajador argentino, un país reconocido por la calidad de su carne, ha comido este mismo fin de semana en una churrasquería brasileña. "Y de esas 21, solo seis realizaron exportaciones en los últimos 60 días", expuso.

El subsecretario de Asuntos Económicos de la cancillería brasileña, Carlos Marcio Cozendey, dijo a la AFP que "desde el punto de vista criminal, de la corrupción, es obviamente un episodio muy grave", pero que mientras se mantenga acotado a unas pocas empresas, no debe dar pie para "cerrar los mercados injustificadamente".

Al menos 22 empresas del ramo son investigadas por este caso, entre ellas las multinacionales JBS y BRF, dueñas de marcas como Seara, Perdigão y Friboi. Por su parte, BRF es el mayor exportador de carne aviar del mundo.

"En el despacho de la Justicia Federal que desató la operación, no hay ninguna mención a irregularidades sanitarias o a la calidad de los productos de JBS y sus marcas", afirmó JBS en un comunicado que ocupaba una página entera en el periódico impreso O Globo.

Ultimas noticias